22 C
Montevideo
abril 12, 2021

Sube el novillo en Uruguay, baja en Brasil

En la última semana, el precio del ganado gordo en Uruguay subió por sexta semana consecutiva y alcanzó máximos desde abril de 2020 debido a una oferta escasa y una demanda fortalecida. En Argentina la tendencia es similar, mientras que los demás países de la región –Brasil y Paraguay- no acompañaron la tendencia y registraron bajas en el precio del ganado.

En Argentina el precio del novillo gordo volvió a subir luego de transitar una meseta de precios. El novillo especial de exportación en Argentina se ubica en el eje de los US$ 3,67, un ajuste al alza de cinco centavos de dólar respecto a la semana anterior. Respecto a un año atrás, el precio se ubica un 27% por encima según los datos publicados por el Instituto de Promoción de la Carne Vacuna Argentina (IPCVA).

En Uruguay los valores se afirman por sexta semana consecutiva, de la mano de una escasa oferta de ganados bien terminados y una industria ávida con las cuadrillas kosher operando en algunas plantas. Los mejores novillos de exportación cotizan entorno a US$ 3,50 por kilo en cuarta balanza.

Brasil, a pesar de haber bajado su cotización, es el que tiene el novillo más caro de la región junto con Argentina. Promedió US$ 3,68 por kilo al gancho el 23 de marzo, un descenso de ocho centavos o 2% respecto a la semana anterior pero un 22% superior que un año atrás según el índice Esalq publicado por Cepea.

En Paraguay el precio del ganado gordo bajó 10 centavos la semana pasada y en el transcurso de esta parece mantenerse estable. Alcanzó los US$ 3,20, una caída de 10 centavos, pero por encima de la referencia de un año atrás según los datos de la Asociación Rural de Paraguay.

 

Noticias relacionadas

En Paraguay aumentó 10% la faena en el primer trimestre, aunque empieza a  cae la actividad industrial ante pandemia de coronovirus

Cecilia Ferreira

Uruguay cae, la región sube

Cecilia Pattarino

FOICA se reunió con Ministerios de Ganadería y de Trabajo por Covid-19 en plantas frigoríficas

Cecilia Ferreira