Precios en el mercado lanero australiano se afirman en la recta final de la zafra

Con los volúmenes de oferta más bajos de la zafra 2023/24 y a falta de dos semanas para el receso anual, los precios subieron por cuarta semana consecutiva en el mercado australiano. Las seis jornadas consecutivas al alza medidas en dólares australiano constituyen la racha más prolongada en dos años.

En Uruguay el mercado se movió más que en semanas anteriores, con algunos negocios de volumen en lana Merino fina y precios estables.

El Indicador de Mercados del Este (IME) subió 1,4% en Australia y cerró a US$ 7,78 por kilo base limpia, el mayor valor desde principios de marzo y muy cerca de los promedios del año pasado.

Se mantuvo el interés de los compradores y la puja por los fardos, especialmente por los de menor diámetro y mayor calidad. Pero las mayores ganancias fueron para las lanas Cruza y Corriedale que en el rango de las 28 miras se incrementaron 4%, por la tracción de clientes de China.

La suba semanal en dólares australianos fue de 1,6%, la mayor en 6 meses, superando las variaciones del tipo de cambio.

Sobre el final de la zafra se observó mayor demanda desde mercados europeos por lanas de 18 a 21 micras, y desde la India. Va cerrando una temporada que, entre enero y mayo, puso a consideración 11% menos fardos que el año pasado.

Operativa local

El comportamiento en el mercado local “no necesariamente responde en forma lineal a lo que pasa en Australia”, advirtió Antonella Riani, responsable de Mercados del Secretariado Uruguay de la Lana (SUL).

Productores laneros afirmaron que “hace tiempo que el mercado local se despegó de la referencia australiana”.

“Cuando el productor ve las subas en Australia espera un precio distinto y el mercado se tranca, porque el precio de acá es un reflejo de la demanda a nivel local, no solo del mercado internacional”, consideró la experta.

La suba de las referencias es considerada positiva, aunque es necesario observar la situación del mercado “con cautela” y “más allá de la foto” porque “son semanas de oferta muy escasa, con una demanda estable y los precios responden a una situación netamente de oferta y demanda”, señaló Riani.

Entre las operaciones informadas por el SUL a nivel local se destaca la venta de un lote Merino de 20.000 kilos y 18,2 micras, acondicionado con grifa verde y certificación RWS a US$ 6 por kilo vellón, un precio similar al de semanas anteriores.

Por lanas Merino de entre 20 y 21 micras se comercializaron lotes entre US$ 4 y US$ 4,5 por kilo base sucia, en base a lanas acondicionados con grifa verde.

En el segmento de 22 a 23 micras, por lotes de lana raza Ideal, los valores bajan sensiblemente y los negocios se cierran en el eje de US$ 2 a US$ 3,5 por kilo vellón.

Las lanas de 24 y 25 micras, Ideal y Merino Dohne, promedian US$ 1,2 a US$ 1,3 por kilo base sucia.

En el caso de las lanas Corriedale de 28,5 micras las referencias surgidas esta semana sitúan a los lotes acondicionados con grifa verde en US$ 0,85 por kilo y aquellos sin acondicionar a US$ 0,60 por kilo.

Noticias relacionadas

Crece la operativa en el mercado lanero local

Javier Lyonnet

Mercado de ganado gordo: poca presión de la industria limita concreción de negocios

Javier Lyonnet

Los novillos subieron más que los terneros en Lote 21

Javier Lyonnet