Fitch Ratings sugiere que la producción mundial de carne podría alcanzar su punto máximo en 2030

El sector agroindustrial enfrenta una disrupción significativa por las políticas climáticas, los desarrollos tecnológicos y el cambio de las preferencias de los consumidores hacia dietas más sostenibles, señaló la calificadora Fitch Ratings en un informe publicado este mes.

La confluencia de cambios de política con los desarrollos tecnológicos en el sector de proteínas alternativas podría llevar a que la producción de carne alcance su punto máximo tan pronto como en 2030, antes de caer a partir de 2035 a medida que la economía de las alternativas se vuelve más favorable y el consumo de carne se grava cada vez más, dice Fitch Ratings en su reporte.

La presión para abordar los factores que impulsan la deforestación y el cambio de uso de la tierra podría conducir a mayores costos de materias primas, la necesidad de inversiones en la cadena de suministro y una demanda reducida de ciertos productos.

El sector de la agroindustria se ha protegido en gran medida de las políticas relacionadas con el clima debido a la dificultad para monitorear las emisiones del sector y las preocupaciones de que podría aumentar los precios de los alimentos.

Además, la reducción de las emisiones a menudo se equipara con la reducción de los volúmenes de producción, lo cual es impopular en vista de las preocupaciones por la seguridad alimentaria y la importancia económica de las exportaciones agrícolas para algunos países.

Si bien los impulsores fundamentales de la demanda son fuertes para los agronegocios, alimentos envasados ​​y bebidas como resultado del crecimiento de la población y el aumento de la riqueza en los mercados emergentes, la presión para detener las emisiones agrícolas podría conducir a una mayor interrupción para las empresas que operan en el sector de la carne y la ganadería, en particular , dado su importante impacto ambiental.

Las promesas de políticas en la conferencia COP26 de la ONU de 2021 y el creciente escrutinio de los inversores del sector por el riesgo climático están impulsando a las empresas a establecer objetivos para la reducción de emisiones, aunque estos a menudo son limitados. El sector agroindustrial presentará desafíos para implementar estándares de emisiones más estrictos, pero aumentará la presión de los inversionistas y reguladores para limitar la conversión de tierras.

En base a The Cattle Site

Noticias relacionadas

Desde Europa piden postergar embarques de carne y algunas cancelaciones  

Cecilia Ferreira

Se valorizan las exportaciones dentro del Hilton y cuota 481

Cecilia Ferreira

IPA proyecta un nuevo aumento en el stock en 2021

Cecilia Pattarino