El 2023 sigue en baja para soja, trigo y maíz

El año empieza con correcciones a la baja en soja, trigo y maíz

Los tres granos de secano en Chicago operaron a la baja la semana pasada y este lunes. Ni siquiera los problemas climáticos en esta zona del mundo, que hacen prever una mala cosecha en Argentina lograron sostener a la soja, aunque este fue el grano que bajó menos.

China, aunque genera expectativa con su apertura, todavía no resulta convincente como demandante. Por otro lado, el USDA confirmó una cosecha gigante de soja en Brasil, algo que ratificará en su informe mensual este jueves. Por otra parte las exportaciones de EEUU no son altas. En un mundo que mantendrá altas tasas de interés este año, el retroceso de los granos es el escenario más probable salvo que haya problemas climáticos muy graves.

Y los únicos eventos climáticos graves en estos momentos son los que ocurren en esta zona del planeta. La baja de Chicago en la tarde del lunes al menos abre la esperanza de que los pronósticos que plantean lluvias para esta semana sean los que están generando más credibilidad. Por ahora los pronósticos están divididos y una crisis grave en la producción de Argentina, Uruguay y Río Grande del Sur no puede descartarse.

Pero predomina la lógica bajista. Porque además en trigo, Rusia -cuya moneda se está debilitando- está inundando al mundo con trigo a un precio accesible y derrumba el precio de EEUU.

Es en trigo donde la baja es más importante. En soja los descensos fueron leves, tanto la semana pasada como este lunes.  Pero la soja julio que llegó dos semanas atrás a US$ 565 ,perdió este lunes la línea de los US$ 550 o US$ 15 por bushell. En consecuencia, los US$ 550 que llegaron a ofrecerse en referencia Nueva Palmira han pasado a unos US$ 535.

En trigo las ofertas se mantienen estables sobre los US$ 290, así como las de maíz que se sostienen sobre los US$ 300 por tonelada.

La gran preocupación refiere al estado de los cultivos. Ya puede anticiparse que hay hectáreas de maíz y de soja que se han perdido, pero esa área crecerá dramáticamente si esta semana no se concretan lluvias.  Esta será una semana decisiva productivamente.

Todo lo contrario sucede con el arroz, que se beneficia de días soleados y precios que siguen en alza, con la cotización en Brasil sobre US$ 17,50 la bolsa.

La soja julio 2023 en Chicago a lo largo del lunes, en permanente corrección bajista, ¿señal de lluvias por venir sobre esta región?

 

Noticias relacionadas

El maíz de la región complicado, el trigo en riesgo

Eduardo Blasina

Mejoran los cultivos tras las lluvias

Eduardo Blasina

Buenas lluvias a mitad de noviembre

Eduardo Blasina