12.6 C
Montevideo
abril 25, 2024

La lana en su menor valor desde el 21 de enero; bajó de los US$ 10

El precio de la lana no se recuperó después del receso  de los mercados y bajó del umbral de los US$ 10 en la última semana. El Indicador de Mercado del Este (IME) bajó 40 centavos de dólar americano y se ubicó en US$ 9,70 -4% por debajo del cierre de la semana pasada-, el menor valor por kilo de base limpia alcanzado por el IME desde el pasado 21 de enero.

Este viernes 27 el Secretariado Uruguayo de la Lana (SUL) celebrará el inicio de la Zafra Ovina 2021 en la Asociación Agropecuaria de Salto.

“La baja en los precios internacionales ha provocado un menor nivel de consultas desde el exterior y eso se ha trasladado a un menor interés de la demanda a nivel interno. Por otra parte, la logística está generando algunos problemas, tanto a nivel del sector productor como de los compradores”, según el informe semanal lanero de Zambrano y compañía.

El mercado lanero no está ajeno al complejo escenario global de costos de almacenaje altos, que se suman a los costos portuarios, aumentos de fletes marítimos y valor de los contenedores.

Los precios

El mercado australiano de lanas acumuló pérdidas de US$ 0,90 en una semana, y los precios cayeron por debajo de los 10 dólares. El miércoles 18 el Indicador del Mercado del Este (IME) cerró a US$ 9,70 y los precios no estuvieron a la altura de lo que pretenden los productores, por lo que 15% de la oferta prevista fue retirada previo al inicio del último remate en Melbourne, el 18 de agosto,

“Ha habido una caída sostenida desde el principio de las ventas después del receso, prácticamente en todas las categorías, influenciada por un volumen demasiado grande de oferta para un momento del mercado con gran incertidumbre”, indicó José Luis Trifoglio, de Zambrano y Cia.

A la caída de la cadena textil lanera se suma la retracción del mercado chino como consecuencia de las medidas que generan los nuevos brotes de Covid-19 en China. Esta semana se sumó la suspensión de los remates de lana en Nueva Zelanda por el confinamiento ordenado por el gobierno ante los brotes de la variante Delta.

La calidad de la lana ofertada tampoco ha sido la mejor, con alto porcentaje de materia vegetal, a lo que se sumó la depreciación del dólar australiano.

La demanda existente se sigue concentrando en las lanas de menos de 20 micras, de buena calidad, y con alguna certificación. “En Australia, si uno analiza los catálogos lote por lote, se mantiene el interés por lanas con certificaciones, que genera una competencia comercial importante y se paga un precio más alto que no impacta en los promedios”, indicó Trifoglio.

Noticias relacionadas

Semana de ligero repunte para el indicador lanero

Javier Lyonnet

Mercado lanero en su nivel de precios más bajo de 2023

Javier Lyonnet

La lana cortó la racha negativa

Eduardo Blasina