Opinión

Puede durar cinco años

04 de diciembre de 2019

Por Eduardo Blasina

Varios factores se suman para considerar que el buen momento de la ganadería uruguaya puede prolongarse. Argentina va rumbo a poner más impuestos a las exportaciones de carne. El bloque Mercosur parece acercarse a un acuerdo para repartir el cupo con la Unión Europea, en el que Uruguay queda bien posicionado en un volumen intermedio, menos que Brasil pero igual que Argentina. China puede estabilizar los precios pero seguirá comprando. Y nuestro competidor referente, Australia que sigue en una situación muy grave.

Sigue la sequía y con ella el elevado sacrificio de hembras, la liquidación continua del rebaño. En los últimos 12 meses la faena de hembras se mantiene en 54%,  una fase de contracción típica de la catástrofe climática. La faena de vacunos cerrará 2019 en 8,4 millones de cabezas, un 7% más que el año pasado.

La producción de carne  se pronostica en 2,4 millones de toneladas de peso en canal (cwt), un 4% más que el año anterior. Es decir, en algún momento de 2020 la producción empezará a bajar y seguirá en descenso en 2021. 

Para Federico Stanham, presidente del INAC, los precios de la carne, vacuna mantendrán su tendencia firme hasta por lo menos el año 2021. 

Es favorable la estabilización de precios ocurida y la posibilidad de planificar un mediano plazo muy diferente a todo lo conocido hasta ahora. 

 

Compartir en:

Estamos dispuestos a responder sus dudas, consultenos y le responderemos a la brevedad.