Opinión

Primera mirada sobre el stock 2019

29 de mayo de 2019
Primera mirada sobre el stock 2019

Primera mirada sobre el stock vacuno 2019

Por Eduardo Blasina

El año agrícola 2018/19 terminará con una muy elevada faena de vacas, la segunda más alta de la historia. Algo que va a contrapelo de lo que diría la teoría: en tiempos favorables, precios altos, clima favorable, llevaría a una furiosa retención de vientres.

Pero una ganadería que llega exhausta de años adversos -2015-2018- la ausencia de novillos y la avidez con la que la industria va mejorando el precio con tal de conseguir algo para faenar para el mercado chino, han llevado a que la faena crezca persistentemente.

La faena se va a ubicar en 1,24 millones, 133 mil más que en el ejercicio anterior. En el año agrícola la faena total de vacunos va a superar a la del año anterior en un volumen menor, del orden de 60 mil vacunos más.

Esa mayor salida de 133 mil vacas se va a ver parcialmente compensada por una mayor velocidad de recría de las vaquillonas que puede mantener al rodeo relativamente estable.

En suma, es factible esperar una caída del orden de 50 a 70 mil vientres a fines de junio. Pero de esa caída una buena parte debe ser la caída de vacas de invernada, dada la presumible alta preñez. De modo que la caída de las vacas de cría debe ser leve, aunque bajaría por segundo año consecutivo. De 4,3 millones a 4,25 millones este año. Se verá compensada por una mayor preñez, pero ¿cuántas vacas preñadas se faenarán en lo que resta de aquí al entore?

Las perspectivas de la ganadería son las mejores que se hayan visto en mucho tiempo, pero con estos niveles de faena de vientres llegar a los tres millones de terneros llevará un buen tiempo y dependen de un salto en las tasas de destete que se espera desde hace tiempo.

La muy alta faena de vacas contrasta con la muy baja disponibilidad de novillos. Pero la recomposición puede ir en camino. La exportación en pie bajará este año fuertemente, de las 450 mil cabezas del año pasado a 150 mil cabezas este año. Se trata de cruzar el puente de faltante que persistirá al menos hasta 2022.


Compartir en:

Estamos dispuestos a responder sus dudas, consultenos y le responderemos a la brevedad.