Opinión

Más señales de un momento excepcional

11 de setiembre de 2019

El precio de las terneras en la última edición de Lote 21 marcó un nuevo récord en US$ 2,44, prácticamente igualando al de los terneros machos, que promediaron 2,48, una diferencia de 2% apenas, también inéditamente bajo. Si de encuestas se tratara, podría decirse que entre "dentro del error de la muestra" y que puede considerarse un empate.

De modo que puede decirse que el interés por recriar hembras es el mayor de la historia.

Es un dato interesante en vísperas de la zafra. Por supuesto que el nombre del juego es China. Pero tiene otro componente interesante en torno a la sostenibilidad de los precios actuales: Australia va rumbo a su segundo año de sequía grave. La Abare, el organismo que estima la producción redujo esta semana su estimación para trigo y cebada, apenas por encima de los muy bajos niveles de producción del año pasado. Y los incendios campean en Queensland y Nueva Gales del Sur, cuando los calores importantes todavía no han llegado. Es decir, la oferta de uno de los competidores principales en carne y lana estará disminuída por un buen tiempo más. Fue uno de los componentes de la  gran suba de precios de 2008. Y otro de los componentes complejos del cambio climático. Pero principalmente otro de los factores que permiten abrigar la esperanza de que la ganadería haya empezado una nueva etapa en 2019, con récord de precios y de producción de terneros por venir. La contracara es un stock ganadero que cuando se divulgue (una vfez que haya pasado la expo Prado) mostrará un nuevo descenso fuerte y una situación de la industria frigorifica muy complicada por dos años más.

Compartir en:

Estamos dispuestos a responder sus dudas, consultenos y le responderemos a la brevedad.