Manejo racional del pastoreo sobre pasturas naturales

Archivado en Conexión Tecnológica

En la zona de Mariscala, departamento de Lavalleja, acaba de concluir un proyecto para el manejo racional del pastoreo sobre pasturas naturales en predios familiares; el mismo constituye una experiencia de características únicas en el país al conjugar el esfuerzo espontáneo de productores y técnicos, e integrar los aspectos productivos con los ambientales para el manejo del campo natural. Por ello, el pasado fin de semana en el local de la Sociedad Rural Cándido N. Cal, se realizó una jornada de cierre del proyecto en la que se presentó, además, la Guía para el manejo y la conservación del campo natural para el entorno de Mariscala —producto del proyecto— que recoge el trabajo conjunto de productores y técnicos desde hace varios años.

El proyecto fue ejecutado por un grupo de nueve productores familiares que viven y producen en el entorno de Mariscala y que integran la Sociedad Rural Cándido N. Cal , con el apoyo del Programa de Pequeñas Donaciones ( PPD ) del Fondo para el Medio Ambiente Mundial ( FMAM), implementado por el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD).

La ingeniera agrónoma Sandra Bazzani, Coordinadora Nacional del PPD/FMAM/PNUD ( www.ppduruguay.undp.org.uy ) explicó a Conexión Tecnológic@ que e l programa corporativo del FMAM se implementa a través del PNUD en 120 países. En Uruguay comenzó en 2005 mediante convocatorias anuales, tras las cuales un comité honorario evalúa las ideas presentadas. Los grupos seleccionados participan en un taller de apoyo para la formulación del proyecto, y una vez escrito el mismo se hace una segunda selección y se firma un acuerdo tras lo cual comienzan a funcionar. Hasta ahora el programa ha apoyado 73 proyectos referidos a ecoturismo, educación ambiental, manejo de efluentes y residuos para disminuir la contaminación, producción y uso de energías renovables, recuperación de ecosistemas y uso sustentable de la biodiversidad.

Bazzani señaló que “hoy hay activos alrededor de 40 grupos. Lo diferencial frente a otros programas y proyectos es, por un lado, que tiene un claro eje ambiental, pero no meramente conservacionista sino también de desarrollo, y por otro, que focaliza todo el apoyo y los recursos económicos y técnicos directamente en los grupos locales, ya sean productores o vecinos de localidades, que son los que plantean una idea y formulan un proyecto. Los proyectos los arman y los proponen los grupos locales en función de sus propias necesidades, dándole una sustentabilidad mayor al programa. Además, aunque el proyecto termine, el vínculo con los grupos continúa y se les sigue enviando información de talleres, cursos y de otros fondos.”

Proyecto Manejo del pastoreo sobre pasturas naturales en predios familiares

Para conocer más acerca del proyecto, Conexión Tecnológic@ dialogó con el ingeniero agrónomo Joaquín Lapetina, técnico de la Sociedad Cándido N. Cal de Mariscala y de la Comisión Nacional de Fomento Rural:

¿Cómo nace el Proyecto de Manejo del pastoreo sobre pasturas naturales en predios familiares?

La zona de Mariscala es tradicionalmente ganadera, con limitaciones para otros usos, por lo que la actividad bien instaurada en la zona es la ganadería pastoril basada en el campo natural. Desde hace más de diez años, hay varios productores que, por interés propio y organizados entre ellos como grupo, se interesan por un manejo más ajustado del campo natural, coordinando determinadas prácticas, y algunos incluso desarrollando sistemas rotativos con base en el campo natural.

El tema se fue posicionando cada vez más en la órbita propia de la Fomento , lo que llevó a la participación entre los años 2002 y 2004 en el Plan Piloto del Programa Ganadero (MGAP) y desde 2006 en el Proyecto Manejo Integrado de los Recursos Naturales y la Biodiversidad (Proyecto de Producción Responsable, MGAP). Ambos programas permitieron una serie de avances para los productores en particular y para la Sociedad como coordinadora de dicho trabajo. Permitieron también que otros productores se sumaran y que algunos de los que ya estaban haciendo esos manejos pudieran fortalecerlos en base a apoyo técnico, mejoras de infraestructura, divisiones de los potreros, aguadas, sombra, y a la realización de actividades de campo y jornadas técnicas en vínculo con el INIA y con el Plan Agropecuario.

De esta forma, durante 2009, en base al PPD, se planteó la posibilidad de llegar a otros productores y de profundizar y consolidar aun más algunos manejos en los predios en los que ya se venía trabajando.

El Proyecto fue seleccionado por el PPD, tanto por su contribución a las áreas focales establecidas por el FMAM, como por la existencia de una comunidad local movilizada por el manejo y conservación del campo natural, reconociéndolo como un recurso principal para la producción y base para el desarrollo de sistemas sustentables en la zona.

¿Cuáles fueron los objetivos y áreas focales sobre los que se centró el proyecto?

Los objetivos perseguidos fueron incrementar el área de campo natural manejada bajo criterios racionales de productividad y conservación, y generar una propuesta de gestión del campo natural que asegure la productividad y sostenibilidad del recurso a largo plazo y se adapte a las condiciones y limitaciones particulares de los pequeños y medianos productores ganaderos.

¿En qué consiste el apoyo del PPD?

El planteo es trabajar con una comunidad, no con productores aislados. Tiene que haber un vínculo, una problemática común y en base a ella se hace una planificación y planteo de todo el proyecto, que en este caso se hizo a través de la Sociedad de Fomento.

La Fomento valoriza el aporte de los productores, ya sea en recursos o mano de obra, y el PPD aporta igual cantidad de recursos, comprometiendo de esa manera el esfuerzo del productor. Por ejemplo, al hacer un alambrado eléctrico los productores ponen toda la mano de obra y la madera, y el programa los materiales más industriales como los alambres, los aisladores, el electrificador.

Guía de manejo y conservación del campo natural para el entorno de Mariscala

¿Qué es y cómo surge?

La guía surgió como resultado específico del proyecto, pero también como un paso más en un proceso que lleva varios años en la zona. E s producto del conocimiento y experiencia acumulados durante años de trabajo en la zona por estos y otros productores, interrelacionando de forma interesante elementos y aprendizajes generados en la práctica con conocimientos académicos. Si bien los resultados son de y para una zona determinada, sin duda constituyen un ejemplo válido y replicable para otras localidades del país, ya que propone prácticas y una base conceptual extrapolables.

Contiene información generada a partir de las mejoras implementadas en los predios, de las diferentes prácticas de manejo experimentadas y de las principales especies nativas relevadas en la zona. Muestra una manera de producir sobre la base de uno de los principales recursos naturales —las pasturas— pero teniendo también como objetivo, la conservación de éstas.

Se editaron unos 250 ejemplares de la guía, de los cuales más de la mitad son para la zona —para los socios y otra gente que se quiera acercar— y a través del programa de pequeñas donaciones se están haciendo llegar a otros grupos de todo el país y se encuentra disponible en su página web.

¿Cómo es el manejo racional de pasturas propuesto?

En la zona prevalece un manejo tradicional, con pocas subdivisiones y con pastoreo continuo. El problema no es solo que sea continuo el pastoreo, sino que no es bien ajustado a lo largo del año y las pasturas nunca semillan bien, degradándose.

Se buscó mejorar esa situación de degradación de la pastura. Hay que reconocer al campo natural como base de la producción, y como un recurso que se puede mejorar ajustando el manejo para que las pasturas puedan descansar en determinados momentos y que puedan semillar; coordinando lo mejor posible el aprovechamiento de la pastura con su crecimiento. Para ello no necesariamente hay que hacer sistemas rotativos, sino que se busca que cada quien pueda dar su paso correspondiente para poder implementar un manejo racional. Por ejemplo, si el productor nunca ha podido dejar descansar un potrero, quizás lo que se le propone es que lo divida en tres y que pueda dejar descansar dos partes y usar una, y después rotar. Por pequeño sea el paso, ese manejo responde y en todos los casos vimos resultados. Tanto es así, que la gente se compromete primero a hacer una cosa y, al ver los resultados, seguramente va haciendo más por cuenta propia.

¿Cómo se realiza el control de malezas?

En la publicación aparecen algunas pautas sobre el control de malezas. Hemos visto que cuando son malezas de plantas nativas como chircas, carqueja o cardillas, hay que convivir con determinados niveles porque son plantas que también son autóctonas. Hay que buscar un equilibrio y ver si esas plantas realmente están invadiendo. El problema aparece cuando se rompe ese equilibrio al estar muy degradado el campo natural y esas plantas avanzan.

Más allá de las pautas sobre el manejo de esas malezas, lo principal es trabajar sobre las plantas que uno quiere que crezcan, las buenas especies de pastos. El tema de las malezas es un tema colateral que se va trabajando al mismo tiempo y nunca llega a ser problemático del todo, aunque sí hay que tener especial atención con las malezas exóticas como el senecio que se ha introducido mucho en los campos —sobre todo en los que no hay ovejas— y hay que hacer entonces una combinación de control manual y limpieza con ovejas, que comen esa maleza.

¿Y en cuanto al aporte de nutrientes?

La propuesta también está planteada en la guía. Se busca el fortalecimiento de una cantidad de sinergias que hay entre los procesos que ocurren naturalmente entre la pastura natural y el ganado. Por ejemplo, si hay un mejor descanso de la pastura se forman más raíces y hay mayor actividad de los organismos del suelo que colaboran en la formación de la materia orgánica.

En cuanto a la incorporación de otros nutrientes desde fuera del sistema, se busca que sea lo más estratégica posible. Una de las propuestas es incorporar leguminosas de cobertura para agregar nitrógeno mediante la fijación biológica de las leguminosas.

En cuanto al fósforo, que es uno de los nutrientes principales, se trata que sea mediante fosforita, que es un fertilizante de origen natural y de buena respuesta en los suelos de la zona.

Se trata de pasturas naturales muy adaptadas a las condiciones locales, que hace miles de años están creciendo ahí; pero no por eso está todo resuelto, sino que hay posibilidad de tomar muchas medidas para que crezcan de la mejor manera posible.

Resultados

Esther Aldabalde, productora de la zona que participó en el proyecto y que nunca antes había recibido apoyo, afirmó a Conexión Tecnológic@ que participar en el mismo la ayudó muchísimo. “Ha sido un cambio fabuloso, comencé a rotar potreros, a instalar y manejar eléctricos, apliqué fosforita; además he aprendido mucho en el intercambio con otros productores y leyendo la guía.”

Lapetina puntualizó que a pesar de que el proyecto terminó como tal, “queda la experiencia, y los productores siguen trabajando y han incorporado los conocimientos. Es un tema para seguir trabajando permanentemente porque falta mucho todavía por conocer y falta mucho por investigar y por difundir.”

Se ponen en marcha los planes de agua para la producción animal

El Proyecto de Producción Responsable (PPR) del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP) puso en marcha esta semana las obras, y antes de fin de año serán 750 los planes de agua para la producción animal, en el marco del llamado realizado en el primer trimestre de 2011, reveló a El Observador el director del PPR, Alfredo Bruno.

El jerarca del MGAP recordó que se habían presentado más de 2.000 proyectos, de los cuales ya fueron evaluados casi todos, pero en este período hay fondos para poner 750 en funcionamiento.

En este primer tramo de la operativa se desembolsará hasta fin de año un monto de US$ 4 millones, en tanto que el monto total del programa asciende a más de US$ 16 millones.

El apoyo del MGAP –como subsidio– asciende hasta el 80% del total de los costos presupuestados, mientras que el resto es contraparte de los interesados en el caso de los productores de nivel familiar; en tanto que a los no familiares se les subsidia el 50% y el resto es aportado en contraparte por los beneficiarios. Los montos son de hasta US$ 8.000.

La aprobación y ejecución de proyectos continuará en 2012, y es probable que los trabajos se extiendan hasta 2013, según las estimaciones que se manejan en el MGAP.

Bruno informó que se trata de obras de suministro de agua a través de pozos o tajamares, almacenamiento, distribución de agua en la parcela, bebederos y riego estratégico de pasturas y forrajes. Más información aquí.

Tamberos podrán hacer uso más eficiente de la energía

Un convenio entre Conaprole y el Fondo Multilateral de Inversiones (Fomin) que promoverá un financiamiento de US$ 6 millones, permitirá que 500 pequeños y medianos productores lecheros puedan hacer un uso más eficiente de la energía en las diferentes instalaciones de sus tambos, desde la sala de ordeñe hasta los tanques de frío y otras instalaciones.

El proyecto apoyará medidas para mejorar la eficiencia energética de los predios al combinar asistencia técnica con financiamiento para facilitar el acceso a tecnologías que reduzcan el consumo de energía.

Una vez que estén desarrolladas las soluciones, las mismas serán brindadas a los productores a través de un convenio suscrito entre Conaprole y UTE. Más información aquí.

Uruguay avanza en la producción de lanas ultrafinas

El Consorcio Regional de Innovación de Lanas Ultrafinas (CRLU) entregó otros 33 carneros Merino Australiano a sus 53 consorciados. Se trata de carneros que, en promedio, producen lanas por debajo de las 15,6 micras (ultrafinas) y al momento de la esquila pesaban 50 kilos, dieron 3,9 kilos de vellón y tenían un diámetro promedio de 15,5 micras. Son grandes, con mucha lana y además con un micronaje muy fino.

“Es importante decir que la mecánica nacional, en la producción de lanas finas, superfinas y ultrafinas, está logrando, inclusive, superar el material genético de excelencia proveniente de Nueva Zelanda y Australia”, destacó a El País el investigador Fabio Montossi, director del Programa Carne y Lana del INIA.

El Consorcio está integrado por INIA, 53 consorciados y cinco peinadurías (Lanasur, Central Lanera Uruguaya, Engraw Exp. Imp. Co. SA, Lanas Trinidad y Tops Fray Marcos).

Según explicó Montossi, muchos productores se asociaron para recibir el material genético que se produce en la Estación Experimental de Glencoe, sobre un núcleo de 500 ovejas con toda la estructura de edades, que tienen 55 kilos de promedio al año, producen 5 kilos de lana por animal con un promedio de 16,2 micras. “Hay desde productores grandes hasta pequeños, pertenecientes a nueve departamentos, pero en su mayoría son de Paysandú y Salto”, dijo el investigador. En esos departamentos se encuentran los suelos de basalto superficial donde se producen las lanas más finas.

Además de la entrega de los carneros, entre los 53 consorciados se entregan anualmente 1.000 dosis de semen de los carneros superiores que se detectan en las evaluaciones genéticas y que quedan dentro del núcleo, de forma que todos los productores puedan hacer uso de esa genética de élite que es la que está permitiendo producir en cada zafra vellones más finos. Más información aquí.

Corriedale se afina sin perder peso de lana y cuerpo

La Sociedad Criadores de Corriedale, con el apoyo del SUL y del INIA, presentó el resultado de su evaluación genética 2010.

Uruguay cuenta con más de 50.000 carneros Corriedale evaluados -desde 2002 hasta la fecha- y la gran mayoría de las cabañas que ofrecen reproductores comerciales en cada encarnerada, ofrecen a sus compradores datos objetivos que complementan la apreciación visual que hacen los productores al elegir el animal.

El presidente de la Sociedad Criadores de Corriedale, Alejandro Tedesco, aseguró a El País que en las tendencias genéticas en las mediciones más importantes, como es el caso del diámetro de fibra, “se viene bajando sustancialmente, pero simultáneamente se sube en peso de vellón y peso corporal”.

La gran fortaleza es la conexión entre cabañas, las que hacen que “Uruguay esté mejor posicionado que Nueva Zelanda”, dijo Tedesco. Más información aquí.

Dirección Forestal dispone de nuevos servicios por Internet

El Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP) cuenta con nuevos servicios para realizar trámites por Internet sin necesidad de trasladarse a las oficinas de la Dirección General Forestal (DGF). Se trata de la solicitud de guías de tránsito (disponible para intermediarios de productos forestales y barracas) y de la posibilidad de realizar denuncias ante la misma DGF.

Para acceder a los trámites será necesario que el interesado asista, por única vez, a la mesa de entrada de la DGF para obtener nombre de usuario y contraseña . Más información aquí. www.mgap.gub.uy

Presentaron la revista de agronomía social Suma Sarnaqaña

El pasado martes se presentó la revista de agronomía social Suma Sarnaqaña, publicación cuatrimestral que busca promover la reflexión crítica y sistemática por parte de diversos actores comprometidos socio-políticamente con la transformación de las estructuras agrarias del país .

Esta iniciativa apunta a incluir la reflexión y el trabajo de todos aquellos que trabajan y piensan desde y para los sectores populares del campo, desde su inserción laboral o militante, desde el trabajo directo en el medio rural, o en el trabajo intelectual y científico volcado a estos sectores.

El primer número incluye artículos acerca de los bloques temáticos que estructuran la revista: un homenaje a Mario Costa, Mojones en un camino en construcción, por el maestro rural Miguel Soler; El campo pedagógico, por el también maestro rural Limber Santos; ¿Hay un lugar para un nuevo desarrollo en la sociedad actual?, por Marcelo Rachetti; Desde un rincón de Florida, por Gustavo “Gato” Díaz, y una nota sobre el colectivo social de Suma Sarnaqaña. La revista puede descargarse de su sitio web: www.ssq.com.uy/revista.

El uso de calmantes para el dolor en la castración de terneros sería rentable

Investigadores de la Facultad de Medicina Veterinaria de la Universidad estatal de Iowa, Estados Unidos, realizaron un estudio demostrando por primera vez que el suministro de calmantes para el dolor a los terneros, antes de la castración, reduce la incidencia de enfermedades durante los siguientes 28 días posteriores al procedimiento.

La castración de los terneros destetados es dolorosa y estresante, aumentando la susceptibilidad a afecciones como la enfermedad respiratoria bovina, dice el estudio. Los resultados sugieren que el uso previo de calmantes para el dolor es rentable porque disminuye el número de animales que requieren antibióticos para la neumonía después de la castración. Sin embargo, a ctual mente en Estados Unidos no hay productos aprobados específicamente para el alivio del dolor en el ganado y los productos disponibles pueden no ser práctico s ni económico s para su uso rutinario, ya que requieren la inyección intravenosa.

Los resultados del estudio fueron publicados en el Journal of Animal Science . Más información aquí.

USDA aprueba maíz transgénico de Monsanto resistente a sequías

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos —USDA, por sus siglas en inglés— anunció que la variedad conocida como MON 87460 ya no se considera un artículo regulado bajo el reglamento que rige la introducción de ciertos organismos transgénicos. Aprobó el cultivo después de revisar las evaluaciones ambientales y de riesgos, los comentarios del público y los datos de investigación de Monsanto. La empresa dijo en su petición de 2009 para la aprobación de la variedad transgénica, que un 40% de las pérdidas de cosechas en América del Norte se deben a un nivel de humedad poco óptimo.

Ahora Monsanto dijo en un comunicado que planea ensayos agrícolas en el oeste de los Grandes Llanos de Estados Unidos en 2012 para mostrar la variedad a los productores y para generar información que pueda ayudar a tomar decisiones comerciales a Monsanto.

“Nuestro sistema contra la sequía se ha diseñado para ayudar a los agricultores a mitigar el riesgo de pérdida de rendimiento cuando se experimenta el estrés por un clima seco, principalmente en zonas con un estrés hídrico anual”, dijo Hobart Beeghly, jefe de administración de productos de Monsanto en Estados Unidos.

El producto resistente a la sequía fue parte de una colaboración con la compañía química alemana Basf.

Comparta este artículo

DeliciousDiggGoogleStumbleuponRedditTechnoratiYahooBloggerMyspaceRSS